26/10/09

El ser humano es un instrumento de sentir increíblemente delicado y sensible: Prem Rawat Maharaji


El ser humano es un instrumento de sentir increíblemente delicado y sensible. Para empezar nos hallamos dentro de este enorme órgano que nos envuelve, la epidermis, la piel, que es sensible, que no solo siente, sino que siente cosas diferentes de distinta manera, de manera diferente, están las yemas de los dedos, está la palma de la mano que siente diferente a las yemas y está el revés de la mano que también siente pero de manera distinta.
Y después están los ojos ¡¿sabes lo que hacen los ojos?, ven; reaccionan a la luz y sabes lo que haces tú, recoges esa luz que llega a tus ojos y la conviertes en un sentimiento, en una experiencia.
Los seres humanos no, hacemos las cosas más ilógicas que se puedan imaginar, queremos que ese trigo sea tan bueno como sea posible, porque nos hace sentirnos bien.
Y el agua, y el té, no necesitas té, no lo necesitas, pero lo encontraste, no tu no, pero lo encontraron nuestros antepasados, ellos encontraron esa hoja que después de secarla y hervirla y mezclarla con la adecuada cantidad de azúcar y leche, a la temperatura correcta, sabe realmente bien. Y cuando ese sabor tan rico llegó a tu boca, dijiste: mmh, así es.
Los italianos están muy contentos con la pasta al dente, porqué, sabeís lo que les va a pasar a esa sustancia?, cuando sale no importa si está al dente, no, no, pero cuando entra por la boca tiene que estar perfecta, ¿porqué? Porque es una sensación tan placentera!, ese es el instrumento que es. Coloca en él esa verdad que dentro de ti, y cantará en el éxtasis más increíble. Esa es la mayor pasión, la máxima. Toma ese instrumento e interpreta los matices de manera increíble. La resonancia, la gratitud, la satisfacción, la paz, la alegría, estas son las notas que salen de este instrumento cuando se toca correctamente, tócalo con la pasión que merece y tu también oirás los sonidos que emanan de él.
Eso que llevas anhelando escuchar toda tu vida, afortunada o desafortunadamente hasta que no lo toques ese anhelo no desaparecerá y si lo tocas ese anhelo sencillamente aumentará.
En mi opinión algo que es así y cuando nos falta nunca dejamos de anhelarlo y cuando lo tenemos nuestro anhelo crece aún más, se ajusta a la descripción más exacta de la verdadera pasión. Esa es la pasión que necesitas en tu vida, de lo contrario estás desaprovechando este instrumento, no lo estás tratando como se merece. Es delicado, es hermoso, increíble, sensible, siéntelo. Siente, siente, siente durante el día, siente durante la noche, y cuando te sientes bien quiere que te sientas aún mejor. Esta es la pasión que deberías tener, no hagas confesiones, una vida, una vida. Una única vida!.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

COMENTARIOS: